Cómo hacer el Camino de Hierro, la ruta de los túneles y los puentes de La Fregeneda

InicioEspañaCastilla y LeónCómo hacer el Camino de Hierro, la ruta de los túneles y...
Anuncio

La conocida históricamente como ruta de los túneles y los puentes de La Fregeneda es desde 2021 el Camino de Hierro. Llamado a ser uno de los itinerarios senderistas más espectaculares de Europa, la antigua vía férrea entre la localidad salmantina y la portuguesa de Barca d’Alva se adentra en abrupto paisaje de las Arribes del Duero gracias a 20 túneles y 10 puentes. 17 kilómetros de apasionante recorrido que hará las delicias de los amantes de las experiencias inolvidables en la naturaleza


Es quizás el último tren de las Arribes del Duero. El que transporte a esta inigualable comarca hacía la promoción y la difusión que necesita. El Camino de Hierro es la guinda a un pastel repleto de miradores, cascadas, pueblos con encanto y rutas que se asoman al formidable cañón del río Duero y sus afluentes. Somos muchos los que creemos firmemente en un proyecto que, con cariño y difusión, puede traer muchas alegrías a una tierra ávida de ellas. A muchos salmantinos nos ha fascinando desde siempre este trazado de 17 kilómetros que penetra en el escarpado paisaje que une y separa España y Portugal. Una obra de ingeniería sublime que, desde su cierre al tráfico ferroviario en 1985 ha resistido estoica esperando una segunda oportunidad. Al fin ha llegado para disfrute de los que gozamos con las rutas por la naturaleza. Pero el Camino de Hierro no es una más. Está llamada a ser una de las más espectaculares de Europa y en este post vas a comprender la razón.

Puente de Los Poyos camino de hierro
Puente de Los Poyos

Reseña histórica de la línea férrea La Fregeneda-Barca d’Alva

Antes de explicar cómo hacer el Camino de Hierro es fundamental hacer un poco de historia (es muy recomendable para ello ver este documental dirigido por Eduardo Margareto y titulado “Cielo, agua, tierra y metal. La vía férrea de La Fregeneda”). No tiene sentido comenzar a caminar sobre las traviesas y no conocer de dónde viene todo esto. Cómo el ser humano fue capaz de desafiar a una orografía casi infranqueable para construir uno de los trazados ferroviarios más singulares de todo el mundo. Es como realizar la ruta del Cares sin pararse a pensar qué llevó a moldear la roca para hacer esta senda.

Curiosamente el germen de esta línea férrea hay que buscarlo al otro lado de la frontera. Portugal dio el primer paso para construir un itinerario que enlazara Oporto con España a través del valle del Duero. El objetivo era dotar a la región de un transporte más rápido y eficaz que el barco para transportar los vinos y otros productos que se elaboran en la zona. Nació la Linha do Douro, que actualmente sigue en funcionamiento entre la estación de Pocinho y Oporto. Un viaje apasionante que nosotros realizamos entre Pocinho y Regua tal y como te contamos en este post.

En agosto de 1883 comenzaron las obras en la parte salmantina después de varios dimes y diretes y la negativa de algunos municipios a que el tren pasara por su territorio. Entre los nombres propios que creyeron firmemente en este proyecto hay que destacar a uno por encima de todos, el del portugués Ricardo Jaime Pinto da Costa. Tan fue su implicación, que el rey Alfonso XIII le concedió el título de Conde de Lumbrales y todavía hoy se puede visitar en esta localidad la casa donde residió.

Anuncio
Puente Internacional sobre el río Águeda
Puente Internacional sobre el río Águeda

Solo cuatro años fueron suficientes para completar la línea en el lado español. Un trabajo inhumano que se cobró decenas de vidas. Sería injusto hablar del Camino de Hierro y no recordar a esos trabajadores que perecieron por accidentes laborales y por todo tipo de enfermedades mientras levantaban una obra de ingeniería grandiosa y formidable. Vaya desde aquí nuestro reconocimiento y ojalá que se les rinda el homenaje que merecen.

El 9 de diciembre de 1887 tuvo lugar la inauguración oficial de la línea, sin la presencia de la regente María Cristina como inicialmente estaba previsto. Una locomotora salió de Portugal y la otra de Salamanca y ambas se encontraron en el majestuoso puente internacional que hoy pone la guinda al recorrido por el Camino de Hierro.

Estación de Barca d'Alva
Estación de Barca d’Alva

Viajeros y mercancías empezaron a ocupar los trenes que a diario circulaban por el trazado, hasta que a partir de los años 60 la demanda fue bajando y los convoyes, vaciándose. Fue el principio del fin. Renfe comenzó a convertir algunas estaciones en apeaderos y las frecuencias disminuyeron. Portugal seguía siendo su principal defensora, mientras España ha había abandonado a su suerte. Finalmente el 1 de enero de 1985 se confirmó su defunción. Hubo algunas iniciativas para su reapertura, pero ninguna cuajó. En 1999 fue declarada Bien de Interés Cultural y, aunque lo ideal hubiera sido que un tren turístico circulara por sus túneles y puentes, al menos la iniciativa del Camino de Hierro le otorga una nueva vida que esperemos que sea larga y próspera.

Durante este tiempo de silencio y espera, un grupo de hombres y mujeres realizó una labor callada pero fundamental para que la infraestructura no muriera entre el olvido y el abandono. Se trata de Tod@vía, la Asociación de Frontera por una Vía Sostenible. Su trabajo rehabilitando puentes, reparando las traviesas y eliminando la maleza ha sido clave para que hoy el sueño se haya convertido en realidad.

Cómo hacer el Camino de Hierro. Información práctica e itinerario

Inspirándose en la gestión que se realiza en el popular Caminito del Rey de Málaga, la Diputación de Salamanca, responsable del Camino de Hierro, encargó a una empresa su explotación y mantenimiento. Por este motivo hablamos de un itinerario que requiere una reserva previa y el pago de una entrada a un precio simbólico ya que incluye chaleco, linterna y el transporte de vuelta desde el final de la ruta hasta la estación de La Fregeneda, punto de partida. Aquí vas a encontrar toda la información sobre cómo hacer el Camino de Hierro y en qué consiste.

Cómo llegar a la estación de La Fregeneda

El mayor hándicap que tiene el Camino de Hierro es su lejanía de la capital charra (no te pierdas nuestro post con todo lo que ver en Salamanca en dos y tres días). Una hora y media en coche separan el centro de Salamanca de la antigua estación de Valdenoguera. Para ello hay que tomar la carretera CL-517 y desviarse a la derecha poco antes de llegar a La Fregeneda. Es una vía con buen firme, pero que atraviesa hasta nueve localidades salmantinas.

Anuncio

Los que no dispongan de coche y quieran desplazarse en autobús, la empresa El Pilar tiene conexiones diarias entre Salamanca y La Fregeneda con paradas en una veintena de pueblos. El problema en este caso es el desplazamiento entre la localidad arribereña y la estación de Valdenoguera, ya que ambas están separadas por 3,5 kilómetros.

¿Dónde comprar las entradas del Camino de Hierro y cuál es su precio?

Para hacer el Camino de Hierro es fundamental hacer una reserva previa a través de su web oficial. Es la única forma de adquirir las entradas, ya que la taquilla de la estación solo funcionará como control de acceso y no como punto de venta.


PRECIOS

Tarifa normal: 5 euros

Tarifa reducida (estudiantes, jubilados, familias numerosas y grupos de escolares): 4 euros

Tarifa vecinos de Hinojosa de Duero y La Fregeneda: 2,50 euros

Anuncio

La entrada incluye un chaleco reflectante y una linterna para caminar con seguridad y visibilidad por los túneles. También el servicio de transporte en lanzadera desde el final de la ruta hasta la estación de La Fregeneda. Asimismo, todos los senderistas están cubiertos con un seguro de responsabilidad civil y de accidentes.

Los niños menores de 8 años solo podrán hacer la ruta reducida de 8 kilómetros. Esta ruta llega hasta el final del túnel 3 (donde se encuentra la colonia de murciélagos). Los caminantes regresarán por el sendero que lo bordea y por los dos primeros túneles y el puente Pingallo.

Está prohibida la entrada de mascotas y es aconsejable llegar a la estación con al menos treinta minutos de antelación con respecto a la hora reservada.

HORARIOS

Del 15 de octubre al 31 de marzo.

De 9:00 a 10:00 horas. Las 16:30 horas será el límite para acabar la ruta

Anuncio

Del 1 de abril al 14 de octubre.

De 7:30 a 8:30 horas. Las 15:00 horas será el límite para finalizar la ruta.

Se cerrará todos los lunes por mantenimiento, los días 24, 25 y 31 de diciembre y 1 de enero y todo el mes de agosto


Paisaje del Camino de Hierro
Paisaje del Camino de Hierro

¿Cuál es la mejor época para hacer el Camino de Hierro?

Las Arribes del Duero cuentan con un clima mediterráneo que deja inviernos suaves y veranos muy cálidos. Es por ello que en los meses estivales no es recomendable hacer el Camino de Hierro ya que hay puntos como los puentes donde no hay posibilidad de guarecerse del sol y las temperaturas pueden alcanzar perfectamente los 40 grados. El resto del año y, siempre que las condiciones climáticas acompañen, se puede hacer la ruta sin ningún tipo de problemas. El inicio de la primavera con la floración del almendro en La Fregeneda es sin duda el momento perfecto, pero también en otoño gracias a los colores que nos regalan los paisajes de las Arribes del Duero.

Almendros en flor en La Fregeneda
Almendros en flor en La Fregeneda

¿Dónde alojarse cerca del Camino de Hierro?

El Camino de Hierro puede formar parte de uno de los muchos planes que hacer en Arribes del Duero. Una buena opción por tanto es alojarse en la zona para descubrir las cascadas, miradores y rutas que ofrece el parque natural en su vertiente salmantina. Uno de los mejores alojamientos de la zona es la posada real Quinta de la Concepción, en Hinojosa de Duero. Está ubicada en un paraje de ensueño con vistas al río Duero. Además cuenta con dos piscinas y pistas de pádel. Está a 25 minutos en coche del inicio del Camino de Hierro.

Ya en La Fregeneda destaca la casa rural El Cubano con capacidad máxima de cinco personas y dos niños. Las casas rurales del poblado de Aldeaduero, junto a la presa de Saucelle, y el hotel rural Mesa del Conde en San Felices de los Gallegos, son otras de las opciones para alojarse cerca del Camino de Hierro.

Anuncio

A poco más de veinte minutos de la estación de La Fregeneda se encuentra la pequeña y desconocida localidad de Ahigal de los Aceiteros donde se enclava la coqueta Posada de los Aceiteros. Otro alojamiento muy interesante que además tuvimos la oportunidad de visitar gracias a una sorprendente experiencia de oleoturismo.

Así es el Camino de Hierro. La ruta de los 20 túneles y los 10 puentes de La Fregeneda

Durante las décadas que pasaron desde la clausura de la vía férrea entre La Fregeneda y Barca d’Alva hasta la reapertura como el Camino de Hierro, fueron muchas las personas que se aventuraban a hacer esta ruta no exenta de riesgos. El peligro se encontraba en los puentes, cuyas pasarelas de madera se encontraban deterioradas por el paso del tiempo y podían jugar una mala pasada. Precisamente el mayor trabajo de adecuación se ha centrado en los viaductos, donde se han colocado tablones que permiten un paso seguro tanto por los laterales como por el centro. El Camino de Hierro es hoy una ruta segura y recomendable para todos aquellos que no padezcan de vértigo y estén acostumbrados a caminar.

La estación de Valdenoguera en La Fregeneda es el punto de partida (descargar aquí el mapa de la ruta). Junto al decrépito edificio de 1887 que estaba provisto de aduana, se encuentra un vagón de mercancías de 1966 que recibe al visitante y donde se realiza el control de entrada.

Vagón de recepción de visitantes en la estación de La Fregeneda
Vagón de recepción de visitantes en la estación de La Fregeneda

El Camino de Hierro no deja lugar para aperitivos o aclimatación. Desde el minuto una hay emociones fuertes. La primera, el túnel más largo de todo el itinerario al que se accede nada más salir de la estación. Kilómetro y medio de absoluta oscuridad donde no se atisba el final. La iluminación de las linternas nos guiará por el denominado túnel de la Carretera, llamado así porque pasa por debajo de la vía que une Salamanca con La Fregeneda. En este como en el resto de túneles, es aconsejable caminar por el balasto, y no por los extremos. Es fundamental hacerlo con precaución para no resbalar a causa de la humedad e ir disfrutando de esta noche cerrada donde el silencio es absoluto.

Uno de los túneles del Camino de Hierro
Uno de los túneles del Camino de Hierro

Una vez que se hace la luz, nos espera el pequeño puente Pingallo (11 metros) y el túnel de Las Majadas (33 m.). En este primer tramo la línea desciende en dirección al Águeda, para posteriormente avanzar el paralelo al río hasta su desembocadura en el Duero en Vega Terrón.

El túnel número 3, denominado del Morgado (423 m.), es el más especial de todos. Es el hogar de una colonia de 12.000 murciélagos, una de las más numerosas de toda la península ibérica. Una joya medioambiental que hay que respetar y preservar. Por este motivo, al principio del verano cuando se produce la cría, el túnel permanece cerrado y los caminantes deberán utilizar un sendero alternativo y señalizado que se ha habilitado para este fin. Asimismo, hay que evitar apuntar con las linternas a la bóveda para no perturbarlos y siempre hacerlo hacia el suelo. Se trata además de un túnel en curva que hace que la vía férrea se enfile en dirección a Portugal sin perder ya de vista el curso del río Águeda.

Anuncio
El río Águeda visto desde el Camino de Hierro
El río Águeda visto desde el Camino de Hierro

Después vienen en apenas un kilómetro y sin solución de continuidad el puente del Morgado (105m.), el túnel del Poyo Rubio (84 m.) y el puente del mismo nombre (113 m.). A esta concatenación de luz y oscuridad que se convierte en la auténtica salsa del Camino de Hierro, se le unen las vistas. El río Águeda avanza pausado hacia su muerte dejando en la parte portuguesa unas riberas perfectamente cultivadas con olivares, vides y cítricos. Detrás de esos campos lograremos atisbar la localidad de Escalhão, freguesia de Figueira de Castelo Rodrigo, famosa por su bella iglesia y sus excepcionales naranjas.

El Águeda y Portugal desde el Camino de Hierro
El Águeda y Portugal desde el Camino de Hierro

La luminosidad de las Arribes dejara paso de nuevo a la oscuridad de dos túneles prácticamente unidos, el de la Belleza (76 m.) y el del Poyo Valiente (358 m.). Con este último nombre también está bautizado el siguiente puente, el número 4 (138 m.) que tiene la particularidad de estar en curva. Una de las genialidades de la ruta.

En los próximos tres kilómetros nos encontraremos con nada más y nada menos que seis pequeños túneles. El del Pico (46 m.), Cega Verde (86 m.), Martín Gago (62 m.), La Cortina (78 m.), Cega Viña (94 m.) y Los Llanos (149 m.).

Puente del Lugar
Puente del Lugar

Esta sucesión de túneles significa el ecuador de la ruta. De esta manera se llega a uno de los platos fuertes del Camino de Hierro. Con sus 140 metros, el puente sobre el arroyo del Lugar es el más largo de toda la ruta si exceptuamos el último, el Internacional sobre el río Águeda que une España y Portugal. El paso por este puente y por el siguiente de los Poyos son sin duda los momentos álgidos del itinerario. El caminante se siente como un funambulista que tiene ante sus ojos un verdadero espectáculo natural salvado gracias a una obra maestra de la ingeniería. Son puentes además de una belleza extraordinaria construidos en metal y que bebieron de la escuela de Eiffel.

Puente de los Poyos camino de hierro
Puente de los Poyos

Tres túneles nos esperan en el próximo kilómetro: del Lugar (127 m.), de la Barca (135 m.) y de los Poyos (37 m.). Son la antesala del espectacular puente de los Poyos (135 m.), el encargado de salvar el desnivel más pronunciado de toda la ruta. Un puente majestuoso desde el que están grabadas algunas de las imágenes del vídeo sobre las Arribes del Duero que acompaña a este post.

A punto de iniciar el paso por el puente de Los Poyos
A punto de iniciar el paso por el puente de Los Poyos

Tras este puente nos espera otro de esos túneles donde no se vislumbra el final, el de la Porrera (330 m.). Después llegan el puente sobre el arroyo de Los Riscos (71 m.) y los túneles de Los Riscos (200 m.) y del Gazaro (72 m.). Entre ellos caminaremos por las traviesas o los senderos habilitados en paralelo entre rocas de pizarra, chumberas, alcornoques y, de vez en cuando, con las vistas del Águeda y Portugal a nuestra izquierda.

Anuncio
Uno de los tramos más cerrados del Camino de Hierro
Uno de los tramos más cerrados del Camino de Hierro

El último gran puente antes del Internacional será el de las Almas (73 m.). Nos vamos acercando al final no sin antes pasar por dos túneles más, el de las Almas (73 m.) y el del Muelle (239 m). El pequeño puente del Embarcadero, que pasa por encima de la carretera que conduce a Vega Terrón, pondrá el colofón antes de afrontar el puente Internacional sobre el río Águeda y visitar a nuestros hermanos portugueses en Barca d’Alva.

Puente Internacional sobre el río Águeda
Puente Internacional sobre el río Águeda

El muelle fluvial de Vega Terrón, que cuenta con una cafetería y desde donde parten algunos cruceros por el Duero, será el punto donde tomar la lanzadera que nos devuelva a la estación de La Fregeneda.

Atardecer en el muelle de Vega Terrón
Atardecer en el muelle de Vega Terrón

Consejos prácticos para hacer el Camino de Hierro

👉 No hay que tomárselo a broma. Es una ruta exigente de 17 kilómetros por la que se camina más lento que si fuésemos por una senda (calcular unas 6 horas de duración). Las traviesas obligan a realizar pasos más cortos, especialmente en los túneles. Requiere de un buen estado físico y de un hábito de caminar.

👉 El Camino de Hierro nos llevará toda la jornada, es fundamental  llevar abundante agua y comida. Existen espacios habilitados para merendar junto a la ruta.

👉 Si se acude al final de la primavera, a principios del otoño y, sobre todo en verano, las temperaturas pueden ser elevadas y el sol, muy traicionero. Hay que prepararse con protección solar y gorra. Los túneles serán un bálsamo en los días de calor, pero fuera de ellos no ha que subestimar a la climatología arribereña.

👉 Es recomendable ir equipado con calzado adecuado, preferiblemente botas o zapatillas de senderismo, y ropa cómoda.

Anuncio

👉 En los túneles hay que tener precaución si hay humedad al pisar las traviesas. Al estar mojadas se convierten en resbaladizas. Por este motivo es mejor andar sobre el balasto, las piedras sobre las que se asienta la vía. No es recomendable caminar por los extremos del túnel ya que el firme es más irregular. En el túnel número 3, el hogar de la colonia de murciélagos que antes mencionábamos, no hay que tener ningún miedo. Estos mamíferos son inofensivos. Solo hay que disfrutar de su presencia y evitar perturbarles.

Uno de los tramos del Camino de Hierro
Uno de los tramos del Camino de Hierro

Otras rutas que hacer en La Fregeneda

Los que pasen varios días por la zona y se queden con ganas de más después de hacer el Camino de Hierro, tienen varias opciones interesantes. Una es la Senda del Duero en su etapa entre La Fregeneda y Vega Terrón. 9 kilómetros lineales que se adentran en los campos de almendros y olivos que pueblan el entorno de la localidad. Antes de descender al muelle, merece la pena detenerse ante la quinta Valicobo, el hogar del torero Ricardo Ruiz ‘El Temerario’  y un lugar privilegiado con unas vistas excepcionales al Duero y a Portugal.

Senda del Duero
Senda del Duero

Otra ruta muy corta y atractiva es la que parte de La Fregeneda y llega hasta el mirador del Tubo de la Caldera (4 kilómetros ida y vuelta). Se conoce como la Senda del Río y desde este mirador equipado con merendero se goza de una panorámica formidable del puente del Lugar que forma parte del Camino del Hierro. Además, durante el camino veremos los campos de almendros que, en la época de la floración, son un verdadero espectáculo.

Mirador de Mafeito
Mirador de Mafeito

La Fregeneda cuenta con otro mirador muy interesante, uno de los mejores de las Arribes del Duero. Su nombre es Mafeito. Una pista en buen estado que parte a la derecha poco después de salir de La Fregeneda en dirección a Vega Terrón nos lleva hasta esta atalaya desde la que apreciar el curso del Duero y la vecina Portugal.

Pablo Montes y Estefanía Casillas
Periodista e Ingeniera Agrícola. Viajeros

Artículos relacionados

Booking.com

Explora más destinos

Comentarios

31 COMENTARIOS

    • En aquel momento seguro además que los puentes no estaban muy deteriorados porque el cierre solo había sido unos años antes. Después se convirtió en una ruta un poco peligrosa, pero ahora por suerte se puede hacer sin problemas. Saludos.

    • Muchas gracias Santos. Como bien dices, el Camino de Hierro es una ruta maravillosa que al fin se ha recuperado para disfrute de todos los que amamos las Arribes y la naturaleza. Saludos.

  1. Gracias por toda la información. No se puede pedir más. Recomendais hacerlo de forma individual? Más que nada por prudencia sobre todo en el túnel largo.

    • Gracias a ti Mª Ángeles por tu comentario y por visitar el blog. Se puede hacer perfectamente de forma individual. En el túnel más largo, que es el primero, llevando tu linterna y caminando con precaución no hay ningún peligro. Además en ese mismo momento seguro que hay otros caminantes pasando por allí. En túneles más largos no hay cobertura, pero en el resto de la ruta sí hay señal. Todo depende de la compañía, eso sí, pero nosotros cuando hemos estado por allí tuvimos cobertura. Un saludo y disfruta mucho del Camino de Hierro.

  2. Gracias por toda la información, no puede estar mejor ilustrado. Recomendais hacerlo de forma individual, más que nada por prudencia en el túnel largo. Hay cobertura móvil?

  3. Amigos Estefanía y Pablo :
    Vuestro excepcional trabajo divulgativo, me ha entusiasmado. Tengo 71 años, pero ya empiezo a planificar cuando y con quien lo voy a hacer.
    Muchísimas gracias
    Calixto García

    • Muchas gracias por sus palabras Calixto. Estamos muy agradecidos y no se imagina lo que nos alegra su entusiasmo por hacer el Camino de Hierro. Esperamos que lo pueda hacer pronto y seguro que lo va a disfrutar muchísimo. Un saludo afectuoso.

  4. Buena información. Y acertados los datos sobre el BI FREGENEDA. Es una marcha dura, aproximadamente 6:30 horas, pero el comentario final siempre es el mismo: “Estoy agotado, pero ha merecido la pena”.

    • Muchas gracias por el comentario José María. Totalmente de acuerdo con tus palabras. No dejan de ser 17 kilómetros caminando por una vía férrea y eso no es fácil, pero la satisfacción es inigualable. Es imposible que alguien acabe decepcionado. Un saludo afectuoso.

    • Totalmente de acuerdo. Ahora tienen una oportunidad de oro para impulsar el negocio y ofrecer un mejor servicio. El día que tomamos las fotografías que aparecen en el artículo fuimos precisamente allí. El trato fue muy bueno, pero el bacalao a brás que nos pusieron dejaba bastante que desear. Esperemos que espabilen como bien dices. Un saludo Ramón.

  5. Voy dos o tres veces al año desde hace veintitantos años,soy un enamorado del camino,la primera vez que fui en algunos túneles tenía que cortar las zarzas con una navaja para poder entrar y salir, es una maravilla, solía almorzar en el muelle antiguo,y continuar hacia Portugal…hasta Pcinho y dormía en el saco en una estación .Merece la pena…todo el tramo a la orilla del Duero, es espectacular también,!lo qué me fastidia es que la diputación haya tardado tanto,por aquellas fechas (hace veintitantos años) llevé a la diputación Un dosier sobre lo que se podía hacer! El secretario de presidente Melero no conocía ni los pueblos! .A si que ya era hora, dentro de unos días iré a hacerla .Estoy en morado desde hace muchos años……es una maravilla!

    • Muchas gracias por contarnos tu testimonio Alfonso. Tiene un valor tremendo. Por lo que vemos, pocos como tú conocen tan bien este Camino de Hierro. Como bien dices es una joya que sigue en tierras portuguesas junto al Douro. Nosotros hicimos en tren el trayecto entre Pocinho y Regua y nos maravilló. Espero que vuelvas a disfrutar de nuevo cuando regreses a la vía. Un saludo afectuoso.

  6. Hola! Muchas gracias por explicarlo tan bien, no lo conocía pero después de leer tu artículo me ha entrado unas ganas tremendas de recorrerlo.
    Quería hacerte un par de preguntas, comentas que son 6 horas, pero ¿Eso incluye paradas para fotos, comer, etc. o te refieres tiempo en movimiento? Y ¿Cuál es el desnivel? Gracias

    • Muchas gracias por tus palabras y por tu comentario Jezabel. Nos alegra mucho que nuestro artículo sobre el Camino de Hierro te haya animado a visitarlo. Cuando hablamos de seis horas contemplamos un paseo tranquilo, con paradas para hacer fotos y para comer o tomar un aperitivo. El día de la inauguración, por ejemplo, hay personas que tardaron cuatro horas. Si se hace del tirón, eso es más o menos lo que se tarda. Pero la esencia está en hacerlo pausado y disfrutar. El desnivel es negativo y casi inapreciable. La vía va poco a poco bajando en dirección a la frontera pero la sensación del caminante es que es totalmente llano. La única dificultad radica en caminar por las traviesas en algunos puntos, pero nada más. Un saludo y gracias por visitar el blog.

  7. Hola Pablo y Estefanía, vosotros en la inauguración como decís comistes en el muelle, ahora sí la lanzadera de regreso es a las 15:00, no sé para mí me parece un tiempo un pelín justo. Hay otra alternativa de regreso. Lo que me extraña es que un invierno sea a las 16:30 y en verano a las 15:00. Saludos

    • Hola Jesús, gracias por visitar el blog y por tu comentario. Cuando comimos en el muelle fue en otra ocasión, hace unos meses, no el día de la inauguración. Como bien dices y, salvo que una persona haga la ruta en unas cuatro horas, da tiempo a tomarse un refresco pero no tanto a comer. Mucha gente está optando por llevarse un bocadillo y hacer una parada en el camino. Para regresar no hay otra alternativa, salvo que se lleven dos coches como cuando se hacía antes de la apertura del Camino de Hierro. Pero la gracia (y gran parte del motivo del pago de la entrada) es tomar la lanzadera. Lo de los horarios de invierno y verano según nos comentaron es por el calor. Para que en la época estival los caminantes empiecen lo antes posible y terminen igualmente pronto. Eso sí, si hace calor lo van a sufrir igual porque en esa zona a partir de las 12:00 las temperaturas suben mucho. Un saludo.

  8. Hola Pablo, me ha enamorado este proyecto desde el minuto cero. He leído con todo detalle la información tan clara que aportáis en este blog. En el momento en que pase el estado de alarma y tengamos la libertad de viajar a otras ciudades, me he propuesto el reto de viajar desde Murcia para hacer el CAMINO DE HIERRO. Gracias por toda la información.

    • Muchas gracias por tu comentario Nico. Es todo un orgullo que desde Murcia te atraiga el Camino de Hierro y quieras visitarlo. Ojalá que la situación mejore para que las restricciones se levanten y puedas venir por aquí pronto. Un saludo afectuoso

  9. ¡Buenas!

    Muy buen reportaje y bien explicado, así da gusto :).
    Una pequeña duda, hemos reservado 4 personas para ir en una semana a hacer la ruta, y en la entrada nos pone que tenemos que estar allí a las 7.30.
    ¿Es la hora a la que tenemos que estar o puede ser desde las 7.30 hasta las 8.30, que es la hora de control de entradas?
    Si por casualidad lo sabes me dices, ¡gracias!

    • Hola Iván, muchas gracias por tu comentario y por visitar el blog. Nos alegra que te haya sido útil. La información que se ha dado desde el principio es que el control de entrada es entre las 7:30 y las 8:30 horas, pero como aconsejan estar con una media hora de antelación nuestra recomendación es que no lleguéis más allá de las 8 horas para poder empezar sin problemas. El pasado fin de semana en las entradas no ponía la hora y algunas personas se presentaron incluso a las 10, por eso nos imaginamos que ahora lo indican para evitar equivocaciones. Si lo que pone la entrada es que tenéis que estar allí a las 7:30, a lo mejor es que están marcando horarios para que los visitantes lleguen más escalonados, pero ese extremo ahora lo desconocemos. Por si acaso y como os comentamos, no lleguéis más allá de las 8. Saludos y disfrutar del Camino de Hierro.

      • Hola Pablo! Gracias por tu respuesta. Eso es genial, lo preguntaba precisamente porque a mi me gusta hacer las rutas tranquila y disfrutar de los paisajes y el entorno y al ver que ponías 6 horas y que el tiempo que permanece abierto al día son 7 horas y media, pensé que había que hacerlo casi del tirón. Pero siendo como dices, anotado queda para una próxima escapada 🙂

        • Gracias a ti Jezabel. A nosotros también nos gusta ir con calma y disfrutar de las rutas y del entorno. En este caso como te comentamos, da tiempo más que suficiente a completarla y además hacerlo pausadamente. Un saludo y disfruta del Camino de Hierro

    • Hola Wamba. Te lo recomendamos porque es una ruta muy interesante y diferente a cualquier otra. Es una ruta lineal de 17 kilómetros. Si quieres hacerla ida y vuelta con sus 34 kilómetros tendrías que consultar si te permiten cuando acabes hacerla en sentido contrario. Pero no es necesario ya que en el punto final hay una lanzadera que te devuelve al lugar de inicio. Un saludo.

    • Hola Pilar, gracias por visitar el blog. Las entradas para el Camino de Hierro las puedes conseguir en la página oficial de la ruta. Dentro de este artículo, en el apartado “¿Dónde comprar las entradas del Camino de Hierro y cuál es su precio?” tienes el enlace. Un saludo.

    • Hola Juan Carlos, gracias por visitar el blog. El problema es que a la mitad de la ruta no tienes posibilidad de que nadie te recoja y te lleve al punto de partida. No te queda otra que terminarla salvo que se haya producido un accidente o un problema de salud, ya que vas a tener que caminar lo mismo hasta el final que si te das la vuelta. Saludos.

RESPONDER

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

RECIBE AVISOS SOBRE NUEVOS DESTINOS

¿Con qué dirección de email quieres planificar tu próximo viaje?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies