Ruta en tren por el Duero portugués de Pocinho a Regua

Inicio Portugal Oporto y Norte Ruta en tren por el Duero portugués de Pocinho a Regua

A escasos centímetros del Duero y entre un paisaje de viñedos que dan lugar al vino de Oporto, el tren entre Pocinho y Regua en Portugal ofrece un inolvidable paseo repleto de nostalgia, naturaleza y mucho sabor

Llegar a Pocinho desde España es más complicado que hace un siglo. No siempre el progreso y el paso de los años tienen una connotación positiva. Esta pequeña localidad portuguesa no pilla de camino para llegar a ningún lado. No es punto de paso obligado para conocer algunas de las ciudades más turísticas del norte de Portugal como Oporto, Vila Real, Guimaraes o Braga. De hecho a muy pocos les sonará su nombre. Llegar a Pocinho en la actualidad, por ejemplo desde Salamanca, requiere un viaje de casi tres horas por carreteras en las que difícilmente se ve algún signo de vida. Si además la niebla hace acto de presencia como nos ocurrió a nosotros, el trayecto se puede convertir en un infierno. Pero hace un siglo recalar en esta localidad lusa desde el lado español era tan simple como coger un tren. Un convoy que partía desde la localidad salmantina de La Fuente de San Esteban y recorría, a través de un sinfín de puentes y túneles, el abrupto y cautivador paisaje de las Arribes del Duero. Una línea que en 1985 echó el cierre en España y que, tres años más tarde, lo haría también en el país vecino en el tramo entre Barca d’Alva y Pocinho. Sin el tren llegó el aislamiento, el olvido y la nostalgia de tiempos pasados. Pocinho quedó diseccionada como una estación a orillas del Duero que sobrevive como gato panza arriba. Una vía que es origen y destino final. Porque Pocinho es el punto de partida de la conocida como Línea del Duero que llega hasta Oporto en un apasionante viaje de tres horas y media. Apenas un puñado de personas al día toma este tren de Comboios de Portugal (la Renfe del país luso), entre ellos algún turista dispuesto a sumergirse en esta aventura de otro tiempo. Nosotros lo hicimos junto a nuestros amigos Javier y Lucía, aunque la siempre incómoda niebla, que tan buenas migas hace con el Duero, deslució un tanto la experiencia.

Naranjos y el Duero desde el tren Pocinho Regua
Naranjos y el Duero desde el tren

Aunque el tren que se coge en Pocinho conduce hasta Oporto, lo típico es realizar el trayecto entre Pocinho y Regua, algo que se puede hacer perfectamente en un día. Lo ideal es salir a primera hora de la mañana, comer en Regua y regresar por la tarde. Es un viaje  de unas tres horas de duración (ida y vuelta) que tiene un precio por persona de 13,50 euros. En la página de Comboios de Portugal se pueden consultar los horarios.

Lo peor de la experiencia es llegar en coche hasta Pocinho, especialmente una vez que se cruza la frontera hispano-lusa en Barca d’Alva. Nosotros nos decantamos por esta opción que requiere circular por carreteras secundarias, pero existe una alternativa. Es posible tomar la autovía A-62 (A-25 en Portugal) desde España hasta la ciudad portuguesa de Guarda, y allí coger la IP-2 hasta Pocinho. Con este itinerario se hacen 80 kilómetros más, pero se reduce el tiempo del trayecto hasta las dos horas y cuarto.

Estación de Pocinho
Estación de Pocinho

Estación de Regua
Estación de Regua

Una vez en la estación de Pocinho tan solo habrá que montarse en el tren y esperar a que el revisor acuda a vendernos el billete, ya que no es necesario comprarlo previamente en taquilla. A pesar de que se trata de un convoy que lleva años en funcionamiento, la comodidad es absoluta e incluso tiene wifi gratuito, servicio que paradójicamente no poseen los modernos y rápidos trenes japoneses.

Interior del tren Pocinho Regua
Interior del tren Pocinho Regua

Es importante colocarse en una de las butacas cuyas ventanillas ofrecen la impresionante imagen del Duero encajonado en un valle donde nace la uva que se convierte en el vino de Oporto. Porque la peculiaridad de este itinerario es que los raíles y traviesas están colocados a escasos metros del agua del río. En algunos momentos la vía férrea parece una prolongación más del Duero y ambos forman una simbiosis perfecta. Podría parecer que en una crecida del agua anegaría las vías, pero hay que tener en cuenta que en esta zona el caudal del Duero está regulado por los embalses repartidos a lo largo del valle.

Pablo y Estefanía, contemplando el paisaje
Pablo y Estefanía, contemplando el paisaje

El Duero, encajonado al poco de salir de la estación de Pocinho
El Duero, encajonado al poco de salir de la estación de Pocinho

Imagen obtenida desde el tren Pocinho Regua
Imagen obtenida desde el tren

Un pequeño barco visto desde el tren Pocinho Regua
Un pequeño barco visto desde el tren

El Duero y su valle desde el tren Pocinho Regua
El Duero y su valle desde el tren

En la hora y media de trayecto entre Pocinho y Regua el tren hace paradas en las estaciones de Freixo de Numao, Vargelas, Ferradosa, Alegria, Tua, Pinhao y Covelinhas, entre otras, además de algunos apeaderos. Una buena opción para los que quieran acortar el viaje y no llegar hasta Regua es parar en Pinhao, ciudad que posee numerosas bodegas y viñedos en los que se puede practicar el enoturismo y comer en alguno de sus excelentes restaurantes. De Pocinho a Pinhao el trayecto es de apenas una hora y también permite disfrutar igualmente del paisaje que aparece tras las ventanillas del tren portugués.

Nuestros amigos Lucía y Javier
Nuestros amigos Lucía y Javier

Paso por la estación de Freixo de Numao tren Pocinho Regua
Paso por la estación de Freixo de Numao

Vista desde la ventanilla del ferrocarril tren Pocinho Regua
Vista desde la ventanilla del ferrocarril

Panorámica desde el tren Pocinho Regua
Panorámica desde el tren Pocinho Regua

Una embarcación por el Duero tren Pocinho Regua
Una embarcación por el Duero

Es complicado no permanecer extasiado apoyado en el cristal que nos separa del nubloso, pero cautivador Duero. Admirable resulta comprobar cómo el valle que abriga al río está repleto de los viñedos que dan lugar al mundialmente conocido vino de Oporto. Como si fueran un perfecto tapiz, los bancales repletos de cepas nos muestran el arduo trabajo que se tiene que realizar cada año para recolectar la uva. Es inevitable pensar en los rabelos, esos barcos que vemos aparcados en Vila Nova de Gaia como atracción turística contemporánea y que en su día servían para transportar el vino en sus barricas río abajo. Todo aquel que en un viaje a Oporto ha visitado bodegas como las de Sandeman o Graham’s, debería hacer este recorrido en tren para conocer el origen de todo. Al igual que el Duero desemboca en el Atlántico en Oporto y esta vía férrea hace lo propio siguiendo la estela del río; el vino que surge de la tierra del valle que vemos ante nuestros ojos desde la ventanilla de un viejo convoy, también llega hasta la ciudad lusa para madurar en las bodegas enclavadas en Vila Nova de Gaia.

Un pequeño embarcadero visto desde el tren Pocinho Regua
Un pequeño embarcadero visto desde el tren

Quinta da Vila Velha propiedad de Graham's tren Pocinho Regua
Quinta da Vila Velha propiedad de Graham’s

Viñedos de Sandeman tren Pocinho Regua
Viñedos de Sandeman

Para los que hemos visitado las instalaciones de Sandeman y Graham’s, hace especial ilusión ver esos mismos nombres en los bancales que se aprecian desde el ferrocarril. Grandes extensiones de terreno denominadas quintas (fincas) donde surge ese vino que supieron explotar los británicos que recalaron en estas tierras. Un vínculo anglo-luso que se refleja en los nombres de las bodegas (la mayoría con acento británico) y los nombres de las quintas (todas ellas con apelativo portugués).

Viñedos de Dow's y el Duero tren Pocinho Regua
Viñedos de Dow’s y el Duero

Vía férrea y el río tren Pocinho Regua
Vía férrea y el río

Valle del Duero desde el tren Pocinho Regua
Valle del Duero desde el tren

Para finalizar, tres apuntes. Por un lado, las mejores épocas para realizar este recorrido en tren son el otoño y la primavera. El colorido del valle del Duero en ambas épocas es totalmente diferente, pero igualmente bello. La única pega del otoño es que los días son más cortos.

Por otro lado, recordar que este mismo trayecto se puede realizar en barco gracias a los famosos cruceros por el Duero y también a los paseos en barco que parten, por ejemplo, de la localidad de Barca d’Alva y que también llegan hasta Regua.

Y por último, apuntar que también existe un tren turístico que, de junio a octubre, explota la belleza de este trazado aunque solamente entre las estaciones de Tua y Regua pasando por Pinhao. Su precio es más elevado y tenéis toda la información en este tríptico.

El Duero desde el tren Pocinho Regua
El Duero desde el tren

El viaje en tren de Pocinho a Regua es otra de esas experiencias formidables y poco conocidas que ofrece nuestra querida Portugal, que además sirve de reivindicación para pedir la recuperación de una línea férrea única en Europa. Un vínculo entre España y Portugal por un paisaje extraordinario que los criterios de rentabilidad llevaron a la muerte, pero cuyo potencial turístico es indudable.

Pablo Montes y Estefanía Casillas
Periodista e Ingeniera Agrícola. Viajeros

Artículos relacionados

Explora más destinos

Comentarios

22 COMENTARIOS

  1. hola, estoy buscando y no encuentro, informacion
    necesito saber si me admitirian la bici en ese tren…..¿sabeis algo, al respecto, por favor?

    • Hola Rafael. Por lo que he visto en la página de Comboios de Portugal sí es posible transportar bicicletas y además se hace de forma gratuita. Algunos trenes concretos tienen restricciones puntuales, pero por lo que veo no afecta al de Pocinho a Regua. De toda formas para salir de dudas puedas ponerte en contacto con ellos a través del correo electrónico. Un saludo.

    • Perfecto Rafael. Si nos cuentas aquí tu experiencia te lo agradeceremos porque así ayudarás a otras personas que también se hagan esa pregunta. Un saludo.

    • Gracias a ti por tus palabras Lydia. Ese es al fin y al cabo el objetivo del blog, que la información sea de utilidad para otras personas. Un saludo.

  2. Muchisimas gracias por compartir esta información. En breve haré este viaje. Me gustaria que me orintaras donde se puede comer en Regua y tu o`pinion sobre quedarnos en Regua o continuar hasta Oporto. En este caso, alguna orientacion para dormir.
    Seguro que no hay que reservar billetes???
    Siento preguntar tanto, quiza no puedas contestarme , pero voy con grupo numeroso y busco un poco de seguridad.

    • Gracias por tu comentario Fina. Aquí estamos para ayudarte en las dudas que podamos resolverte. Sobre comer en Regua tenemos un artículo en el blog que te puede orientar. Hablamos de un restaurante que se llama A Tasquinha donde comimos barato y muy bien. Si no conocéis Oporto y tenéis tiempo suficiente, os recomendaría continuar hasta allí. Nosotros solo fuimos hasta Regua porque es lo que nos dio tiempo para ir y volver en un solo día desde Salamanca. Pero si queréis hacer noche, es mucho más bonito hacer el recorrido completo hasta Oporto, hacer noche allí y conocer un poco la ciudad que es una maravilla. Desde Pocinho el tren sale casi vacío y no hace falta reservar, pero si sois un grupo grande a lo mejor es conveniente. En la página web de Comboios de Portugal podéis hacer la reserva. Un saludo y espero que disfrutéis mucho del viaje.

  3. ¿Y si se hace el viaje al revés, empezando en Regua? ¿Cómo es el acceso por carretera a este pueblo. A ver si me lo podéis decir. ¿Qué otras posibilidades hay para pasar unos días por la zona? ¿Qué se puede ver?
    Gracias.

    • Hola Alejandro. El trayecto en tren se puede hacer también al revés, lo que ocurre es que en Pocinho cuando llegues no te vas a encontrar nada. Es un pueblo muy pequeño donde no hay nada que ver. La gracia de hacerlo al revés es que Regua es una ciudad más grande con un buen puñado de visitas interesantes y restaurantes para disfrutar de la buena cocina portuguesa. El trayecto Pocinho-Regua es solo una sugerencia, pero hay que tener en cuenta que esta línea llega hasta Oporto, por lo que se puede adecuar a tus gustos y necesidades. A Regua se puede llegar por carretera a través de la autovía A-24 que sale de Viseu y sube hasta el límite con Galicia. En cuanto a las visitas turísticas por la zona, no te podemos decir mucho porque, al margen de este viaje en tren, no nos hemos acercado en ninguna otra ocasión. Lo que sí se puede hacer es visitar alguna de las bodegas o fincas de viñedos que hay en la zona. Eso lo puedes hacer perfectamente en Pinhao. También hay paseos en barco y otras actividades en el río. Cerca está Vila Real que es una ciudad bonita y seguro que hay más lugares de interés. Un saludo.

  4. No sé si alguien puede decirme cómo funciona el peaje de las autopistas portuguesas. Creo que hay varias modalidades de pago (tarjeta, bono, en la propia autopista…) Pero no tengo ni idea de dónde se pueden adquirir. Estuve en la Embajada de Portugal en Madrid, pero no me quedó claro. Parece que si no vas un poco preparado te puedes encontrar dentro de la autopista y después no sabes cómo pagar o si te van a multar.
    Gracias adelantadas

    • Hola Alejandro. En Portugal hay dos tipos de peajes. Están los clásicos de toda la vida, similares a los de España que verás en autopistas principales como la A-1 que va de Oporto a Lisboa. Una vez que entres te encontrarás con una cabina donde hay que pagar como ocurre en una autopista española. Cuidado porque no hay que pasar por la zona verde que pone “adherentes”. Eso es solo para los residentes que tienen una tarjeta y no tienen necesidad de pasar por las barreras y pagar en la cabina. Por otro lado están los peajes que pusieron hace pocos años en lo que en España serían las autovías. Son peajes recurridos a la Justicia portuguesa y que la mayoría de ciudadanos lusos critican. Los encontrarás en la autovía que une Portugal con España a través de Salamanca o en el Algarve con Huelva. Como su legalidad es dudosa, no tienen cabinas en mitad de la autovía. Para pagarlos, una vez que sales de España, tienes que salir a una estación de servicio a la derecha donde hay una especie de cajeros. Está todo bien señalizado. Los que no quieran hacer eso, los pueden pagar a través de internet en el apartado “portagens” de la web de Estradas de Portugal. Para hacer esto, primero te tienes que informar si la autovía que vas a usar para tu trayecto es de este tipo o no. Un saludo.

  5. Buenas noches. voy a preguntar si es posible hacer dos etapas. parar en Regua y hacer noche y al día siguiente volver a coger el tren y llegar hasta Oporto, hacer noche en Oporto para regresar hasta Pocinho . como lo veis?

    • Hola María José. Gracias por tu comentario. Por supuesto que se puede hacer así, además es una gran idea. Nosotros solo teníamos un día y además habíamos estado hacía poco en Oporto, sino a lo mejor habíamos hecho ese plan. Además, pasando una noche en Regua, se puede ver la ciudad un poco ya que a nosotros solo nos dio tiempo a comer y volver a la estación. Por lo que hemos visto, el regreso de Oporto a Pocinho dura unas tres horas y media y salen trenes casa dos horas aproximadamente, así que el plan es estupendo. Esperemos que disfrutes mucho y si necesitas información de Oporto tenemos algún post publicado sobre la ciudad. Un saludo.

  6. Aunque ya hace bastante que os pedí información sobre las autopistas en Portugal, ahora que estamos pensando en hacer el viaje de tren Pocinho-Regua, os pediría que si me podéis decir si hay autopistas con peaje convencional y si existen las otras para las que se debe coger un bono o algo así para circular por ellos. En la anterior ocasión decíais que había un vacío legal y que no había multas. ¿Ha cambiado esto? Muchas gracias, Alejandro García Sanz.

    • Hola Alejandro. Nosotros personalmente seguimos viajando a Portugal y pagamos aquellas autopistas (por ejemplo la que va de Oporto a Lisboa) que tienen un peaje físico en el que debes parar. Pero las que tienen los denominados arcos rehusamos a pagarlas porque sigue siendo un sistema de dudosa legalidad para que piquen los turistas que no conozcan bien su funcionamiento. Para llegar a Pocinho tendrás que coger unos kilómetros la A-25, que tiene arcos, y después, pasado Guarda, coger la IP2 que es una vía rápida gratuita. Un saludo y disfruta del viaje.

  7. Hola. Gracias por vuestro blog. Quisiera preguntaros si hay sitio, es posible y consideráis seguro dejar el coche aparcado en la estación de Pocinho durante una semana. Quizá conozcáis otra alternativa? Me gustaría moverme en tren. Mil gracias. Un saludo

    • Hola Marta. Gracias por visitar el blog. Nosotros dejamos el coche junto a la estación preguntando previamente si era buen sitio. No es que estuviera genial porque no era un aparcamiento como tal, pero sólo iban a ser unas horas. En tu caso lo puedes dejar mejor en el pueblo. Se lo puedes comentar a algún lugareño que le eche un ojo, pero es un sitio tranquilo y seguro y no tiene porque pasar nada. Nosotros tenemos muchas ganas de volver a repetir la ruta, pero también durante varios días. Un saludo

  8. Saludos. Yo también entré por la frontera de La Fregeneda y no se me hizo el viaje cansado ni pesado. Hay que tener en cuenta que era septiembre y con sol todo el tiempo. El estado de las carreteras es bueno a ambos lados de la frontera.

    El recorrido desde Pocinho hasta Barca de Alba es transitable a pie para aventureros. El año en que se cerró el tramo portugués hasta la frontera los trenes tardaban una hora, debido al lamentable estado de la vía. La distancia es corta y la rehabilitación sería bastante barata, aunque no se sabe si amortizable. Del lado español hay una recuperación del canal ferroviario pero de momento no para trenes.

    Hay que tener en cuenta que planteáis el viaje para gente que proceda de España. De hecho Pocinho está casi a la misma distancia de Salamanca que de Oporto.

    • Gracias por tu comentario Francisco. Ojalá en algún momento se puede reabrir el tramo entre Pocinho y Barca de Alba, porque como bien dices la rehabilitación no sería muy costosa. De esta forma sería mucho más fácil para los españoles poder hacer la ruta al completo en tren. En la parte española la opción de recuperar la vía férrea ya se descartó. Ahora mismo está pendiente de abrirse, pero como ruta turística para caminantes. Se llamará Camino de Hierro y transita por un paisaje espectacular.
      Seguramente lo volveremos a hacer pero en otra época y viajando a Pocinho por Vilar Formoso ya que, aunque sean más kilómetros, la carretera es mejor. Un saludo.

RESPONDER

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

RECIBE AVISOS SOBRE NUEVOS DESTINOS

¿Con qué dirección de email quieres planificar tu próximo viaje?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies