El Atomium de Bruselas, un símbolo de la capital belga

Inicio Europa Bélgica El Atomium de Bruselas, un símbolo de la capital belga

Lo que empezó siendo una construcción temporal para la Exposición Universal de Bruselas de 1958 ha acabado siendo uno de los símbolos de la capital belga. Con todos ustedes, el Atomium de Bruselas


Escribo este post unos días después de las brutales atentados del 22 marzo de 2016 en Bruselas. Tenía programado con anterioridad dedicar un artículo al Atomium de Bruselas, uno de los símbolos de la capital belga, y esta fatal casualidad no me impide hacerlo. Todo lo contrario. Bruselas necesita ahora más que nunca que sigamos visitándola para disfrutar de su Grand Place, admirar su Catedral de San Miguel y Santa Gúdula, comer unos mejillones con patatas en un restaurante de sus céntricas calles o fotografiar al Manneken Pis con alguno de los trajecillos que le colocan. Y también, cómo no, acercarnos hasta el parque de Heysel para extasiarnos ante el Atomium de Bruselas. De esta impresionante estructura vamos a hablar ya que es una de esas visitas imprescindibles en la capital belga.

Vista del Atomium de Bruselas
Vista del Atomium de Bruselas

Cómo ir al Atomium desde el centro de Bruselas

Ya sea por mala suerte o por despiste, lo cierto es que nuestro viaje en metro hasta el Atomium desde el centro Bruselas fue un poco más largo de lo normal. Sobre el papel, las dificultades deberían ser nulas, pero tuvimos un momento de no saber dónde estábamos ni a hacia dónde había que ir. Vayamos por partes. Si se parte del centro de Bruselas, es decir, de los alrededores de la Grand Place, hay que tomar el metro en la Gare Centrale (Estación Central). Allí se coge la línea 1 en dirección Gare de l’Ouest (Estación del Oeste) y bajarse en la parada de Beekant. Una vez allí se realiza trasbordo para tomar la línea 6 en dirección Roi Baudouin (Rey Balduino) y apearse en la parada de Heysel. Aunque como ven solo hay que hacer un trasbordo que aparentemente no tiene complicación, nosotros nos despistamos bastante en la estación de Beekant, que además curiosamente está en el barrio de Molenbeek y que se encuentra al aire libre en lugar de estar soterrada. Cogimos el tren equivocado y nos tocó dar la vuelta. Lo achacamos a la mala suerte o al despiste, ya que en el regreso no tuvimos ningún problema. Por lo tanto aconsejo estar muy atentos a los carteles informativos. De la estación de metro de Heysel al Atomium hay apenas cuatro minutos caminando.

Parque Heysel desde el Atomium de Bruselas
Parque Heysel desde el Atomium

Qué ver en el Atomium de Bruselas

La visita al Atomium de Bruselas tiene un precio de 12 euros para adultos y de 6 euros para niños de entre 6 y 11 años. En las taquillas hay que informarse de los posibles descuentos o entradas gratuitas para personas que posean algún tipo de carnet universitario, de profesor, periodista, etc. Aunque no es un precio ni mucho menos barato, ya que nos desplazamos hasta este punto de Bruselas sería una pena quedarse sólo con la vista del Atomium por fuera.

Vista del Atomium de Bruselas desde abajo
Vista del Atomium de Bruselas desde abajo

Cada una de las nueve esferas de acero de 18 metros de diámetro que tiene esta construcción alberga exposiciones permanentes y temporales que pueden llegar a ser muy interesante. En la esfera más elevada hay un bar restaurante en el que, además de disfrutar de unas espectaculares vistas de toda Bruselas, se puede tomar algo tranquilamente. Los precios no son populares, pero merece la pena degustar alguna de las interesantes cervezas belgas mientras se divisan las panorámicas privilegiadas que ofrece la construcción.

Esfera en la que está ubicado el restaurante del Atomium de Bruselas
Esfera en la que está ubicado el restaurante del Atomium

Hasta ahora hemos hablado de cómo se llega al Atomium y el precio de la entrada, pero no de cuál es el significado de esta peculiar creación. Su construcción data de 1958 y fue el emblema de la Exposición Universal que acogió Bruselas en aquel año. De hecho, una de las muestras que se pueden ver en una de las esferas del Atomium versa sobre ese acontecimiento.

Maqueta del pabellón de España en la Exposición Universal de Bruselas de 1958
Maqueta del pabellón de España en la Exposición Universal de Bruselas de 1958

Con sus 102 metros de altura y nueve esferas, su arquitecto, André Waterkeyn, quería simbolizar un átomo ampliado 165.000 millones de veces. Ahí es nada. Entre las esferas el visitante se mueve a través de escaleras mecánicas que dan la sensación de estar en un escenario futurista.

Una de de las esferas del Atomium de Bruselas
Una de de las esferas del Atomium de Bruselas

Cosas que ver alrededor del Atomium

Salvando las distancias, el Atomium es a Bruselas como la Torre Eiffel es a París. De hecho los entornos de ambos símbolos tienen similitudes. Al igual que la construcción más célebre de la capital parisina cuenta con el Campo de Marte para disfrutar de su vista desde diferentes perspectivas, el Atomium también está rodeado de una zona ajardinada para inmortalizarlo y descansar sobre el césped.

Palacio del Centenario y estadio de Heysel

Y es que el átomo gigante belga se encuentra en un bonito entorno conocido como Heysel. Se trata de un parque ferial habilitado en un primer lugar para la Exposición Universal de 1935 y posteriormente para la de 1958. Además del Atomium, el visitante también puede ver el mítico estadio de Heysel, hoy llamado Rey Balduino. En la zona igualmente se levanta el Palacio del Centenario, una especie de centro de exposiciones y congresos que, como curiosidad, acogió el Festival de Eurovisión de 1987.

Palacio del Centenario Atomium de Bruselas
Palacio del Centenario

Estadio Rey Balduino, antiguo Heysel
Estadio Rey Balduino, antiguo Heysel

Parque Osseghem

Nosotros dimos una pequeña vuelta por la zona y posteriormente nos acercamos a un gran parque llamado Osseghem que a su vez forma parte de uno mayor de nada menos que de 26 hectáreas llamado Laeken. Los que tengan tiempo y la climatología favorable, pueden hartarse de pasear por este pulmón verde de Bélgica repleto de árboles centenarios, grandes superficies de césped y algunas sorpresas como una torre japonesa y un edificio gótico en memoria de Leopoldo I.

Vista de Bruselas desde el Atomium
Vista de Bruselas desde el Atomium

Mini-Europa

La zona de Heysel también permite la visita a un parque al aire libre con los monumentos más representativos de Europa en miniatura llamado Mini-Europa y además acoge un parque acuático y un planetario.

Mini Europe desde el Atomium de Bruselas
Mini Europe desde el Atomium

La visita al Atomium fue uno de los gratos recuerdos que nos trajimos de nuestro viaje a Bruselas en dos días donde también tuvimos tiempo para acercarnos a la ciudad de Brujas.

Pablo Montes y Estefanía Casillas
Periodista e Ingeniera Agrícola. Viajeros

Artículos relacionados

Explora más destinos

Comentarios

2 COMENTARIOS

  1. No recomiendo nada,el atomiun es un monumento feísimo y no merece la pena ir.bruselas me decepcionó del todo,como ciudad no vale nada y parece tercer mundo era.os aconsejo irxa cualquier sitio menos Bruselas,solo bastardos dinero y no veréis nada interesante y que merezca la pena

    • Hola Pablo. Es cierto que Bruselas no se puede comparar con la belleza de otras capitales europeas como París, Roma, Londres, Lisboa o Madrid. De hecho, si se va a Bruselas es imprescindible acercarse a Brujas y Gante para que el viaje merezca realmente la pena. Pero no estamos de acuerdo en que no haya nada interesante. Por ejemplo la Grand Place es una de las plazas más bellas de Europa. La zona de la Catedral también merece la pena. Y el Atomium, aunque no se pueda comparar ni mucho menos con la Torre Eiffel, es un monumento curioso. Para pasar un día en Bruselas no está mal, aunque insistimos en que si se compara con otros lugares es normal que decepcione. Un saludo y gracias por visitarnos.

RESPONDER

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

RECIBE AVISOS SOBRE NUEVOS DESTINOS

¿Con qué dirección de email quieres planificar tu próximo viaje?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies