Las mejores calas, piscinas naturales y playas de Madeira

Inicio Portugal Madeira Las mejores calas, piscinas naturales y playas de Madeira

Los que anhelen unas vacaciones para pasar horas y horas tumbados en la playa, dar largos paseos por la arena, sumergirse en aguas templadas y tranquilas y tostarse al sol, mejor que rehúsen de ir a Madeira. En la isla atlántica no van a encontrar casi nada de eso. Las playas de Madeira son una utopía. No hay que llevarse a engaño y acabar decepcionados. Aunque normalmente relacionemos las islas con playas inmensas y paradisiacas, en esta ocasión hay que dejar a un lado los tópicos. Madeira es vertical. Una especie de rascacielos en mitad del océano con grandes y vertiginosos acantilados. Con un paisaje así es difícil encontrar algún rastro de arena fina y dorada. Para ello hay que marcharse a la vecina Porto Santo, donde nos podemos empachar de playa. Pero a Madeira no se va a disfrutar de unas vacaciones veraniegas al uso. Se acude a empaparse del verde caminando, en bicicleta o en el coche. A gozar de paisajes deslumbrantes, pueblos y ciudades con encanto y rutas de senderismo fascinantes como por ejemplo la Levada das 25 Fontes. Entonces, ¿no es posible darse un chapuzón aunque sea pequeño? Claro que sí. Madeira posee un puñado de interesantes lugares para refrescarse en las frías aguas del Atlántico. Los madeirenses han tenido que estrujarse el cerebro para crear zonas de baño en los recovecos que les dejan sus mastodónticos acantilados. Podemos encontrar piscinas naturales de agua salada y calas en las que bucear o hacer esnórquel. Y también incluso alguna playa. Como lo oyen. A base de diques de contención y arena traída del desierto, las playas de Madeira son una realidad.

Piscinas naturales, calas y playas de Madeira. Siete lugares donde bañarse en la isla vertical

En nuestro viaje de una semana en Madeira donde nos alojamos en el hotel Four Views Monumental Lido de Funchal combinamos actividades como el senderismo con algunos refrescantes baños. De hecho no hay nada mejor que poner el colofón a una jornada de intensa caminata con un chapuzón en el Atlántico. En esos siete días recorrimos algunas de las piscinas naturales, calas y playas de Madeira. Hacemos un repaso de ellas.

Calhau da Lapa

Es uno de los secretos mejor guardados de Madeira. Se trata de una cala de guijarros ubicada en la freguesia de Campanario, al sur de la isla, entre Ribeira Brava y Cámara de Lobos. Se pueden contar con los dedos de una mano los turistas que acuden a este lugar escondido y prácticamente sin señalizar. Ahí radica su encanto. Nosotros dimos con el Calhau da Lapa casi por casualidad y después de preguntar a varios lugareños dónde comenzaba el sendero que desciende hasta él (en este mapa mostramos su ubicación).

Vista del Calhau da Lapa
Vista del Calhau da Lapa
Ante la cascada de 90 metros que se contempla en la bajada al Calhau da Lapa
Ante la cascada de 90 metros que se contempla en la bajada al Calhau da Lapa

Un destartalado cartel de madera con el nombre de Calhau da Lapa indica el comienzo de un camino que sin ninguna pérdida va descendiendo por un barranco que nos lleva hasta la inmensidad del Atlántico. Son menos de dos kilómetros de trayecto por un sendero muy bien habilitado que concluye en un interminable tramo de escaleras. Por el camino podremos disfrutar de una cascada de 90 metros formada por el agua que discurre por la Ribeira da Lapa. Al final nos espera una pequeña cala donde el líquido elemento es transparente. Para facilitar el baño existe un pequeño embarcadero de cemento que cuenta con unas escaleras.

¿Con ganas de viajar a Madeira?

Madeira es la isla verde y azul y un destino muy seductor para los amantes de la naturaleza. En este post que relata nuestra experiencia de una semana en Madeira encontrarás información, consejos y datos prácticos para preparar la escapada a la isla portuguesa más grande del Atlántico.

Paisaje rocoso del Calhau da Lapa playas de Madeira
Paisaje rocoso del Calhau da Lapa

Pero el encanto del Calhau da Lapa no solo está en el trasparente océano. Alrededor de la cala están construidas algunas casas en forma de grutas excavadas en la roca volcánica. Todo ello forma un escenario muy seductor presidido por la tranquilidad más absoluta.

Piscinas naturales de Porto Moniz

Del sur de Madeira donde se encuentra el Calhau da Lapa nos desplazamos al norte donde se localizan las piscinas naturales más conocidas de la isla. Reciben el nombre de la ciudad a la que pertenecen, Porto Moniz. Es un regalo de la naturaleza donde la mano del hombre ha puesto el resto. La lava volcánica consiguió retener las cristalinas aguas del Atlántico formando unas piscinas casi perfectas. La maña de los madeirenses remató el trabajo para habilitar los accesos y crear unas instalaciones similares a las de cualquier piscina pública. Esto supone que para acceder hay que pagar la irrisoria cantidad de 1,5 euros y cuentan con un horario en verano que va desde las 9:00 a las 19:00 horas.

Piscinas naturales de Porto Moniz playas de Madeira
Piscinas naturales de Porto Moniz
Una de las piscinas de Porto Moniz playas de Madeira
Una de las piscinas de Porto Moniz

En toda la isla no encontramos unas piscinas naturales de mejor calidad que las de Porto Moniz. Los que quieran emociones más fuertes también pueden darse un chapuzón a océano abierto. En las piscinas naturales hay un trampolín desde el que se pueden hacer saltos si el oleaje lo permite. Una auténtica gozada.

Praia da Calheta

Entre tanto acantilado los que quieran buscar playas en Madeira lo tienen complicado, pero no imposible. Al menos desde el año 2004 en adelante. praia da Calheta es un ejemplo de que la isla portuguesa se las ha ingeniado para fabricar una playa de la nada. En el municipio de Calheta decidieron ganarle espacio al océano para construir un puerto, un gran parque y una playa. Mejor dicho dos, enfrentadas.

Praia da Calheta playas de Madeira
Praia da Calheta
Vista de la playa artificial de Calheta playas de Madeira
Vista de la playa artificial de Calheta

Para ello levantaron dos grandes rompeolas y trajeron la arena del desierto del Sahara. Algo similar a lo que se hizo en Tenerife para hacer realidad la playa de las Teresitas. Pero en estos casos la madre naturaleza suele ser más fuerte que los deseos del hombre y durante el temporal de 2008 la praia da Calheta quedó totalmente destrozada. Hubo que ponerse manos a la obra, traer más arena y adecentar un espacio que permite a los amantes de la playa sacarse el gusanillo en la isla de Madeira. Es ideal además para acudir con niños ya que las aguas se encuentran en calma y totalmente cristalinas.

Playa de Machico

Playa artificial de Machico
Playa artificial de Machico

La lista de playas de Madeira artificiales la forman las de Calheta y Machico. Esta última se ubica en la localidad del mismo nombre muy cerca del aeropuerto de la isla. Al igual que ocurrió con la de Calheta, la playa de Machico se hizo realidad gracias a la arena del Sahara. Se inauguró en 2008 y suele estar bastante concurrida. Es pequeña (125 metros de largo y 70 de ancho) y tiene la ventaja de ubicarse a pocos metros de casco urbano de Machico, una localidad que merece una visita. Cuenta con toda clase de servicios.

Playa de los Reyes Magos (Caniço)

Playa de guijarros de los Reyes Magos en Caniço Una semana en Madeira
Playa de guijarros de los Reyes Magos en Caniço

Si no traen arena del Sahara, la única forma de que Madeira tenga playa es a base de guijarros. No es tan cómodo, pero es lo autóctono de la isla. Hay que asumirlo. No pasa absolutamente nada. Dotados de unas buenas zapatillas de agua para evitar resbalones y torceduras, un buen lugar para sumergirse es la playa de los Reyes Magos de la localidad de Caniço. Cuenta con todos los servicios e incluso unos pequeños espacios de cemento con sombrillas para colocar la toalla y estar ligeramente más cómodos. Como ocurre en la mayoría de puntos de la isla, las aguas son totalmente cristalinas y por tanto es un buen lugar para disfrutar de la vida marina de este rincón del Atlántico.

Senderismo en Madeira

La isla de Madeira posee numerosas rutas de senderismo que se adentran en sus frondosos bosques a través de las levadas (los canales que se usaban para transportar el agua). Una de ellas es la conocida como Levada das 25 Fontes de la que tienes toda la información necesaria en este artículo.

Prainha (Caniçal)

Prainha en Caniçal playas de Madeira
Prainha en Caniçal
Playa de Prainha playas de Madeira
Playa de Prainha

Ni arena del Sahara ni guijarros. La playa de Prainha en el municipio de Caniçal, en el este de la isla y muy cerca del bello paraje de la punta de San Lorenzo, cuenta con arena negra volcánica y es sin duda una de las mejores playas de Madeira. Recuerda a algunas de las que podemos encontrar en el norte de la isla de Tenerife. Para llegar hasta ella hay que dejar el vehículo en la carretera ER109 que lleva hasta la punta de San Lorenzo y descender por una pista unos metros. Prainha es más bien una acogedora cala que cuenta incluso con un restaurante. Suele estar bastante concurrida y posee unas aguas limpias que en ocasiones registran un fuerte oleaje.

Piscinas de Ponta Gorda

Este complejo de piscinas de agua dulce y acceso al mar se encuentra en la turística zona de Lido en Funchal, la capital de Madeira. Es un lugar más indicado para ir en familia, ya que posee también una piscina infantil. Además hay otras dos para adultos y acceso directo al Atlántico, donde hay otra piscina a base de bloques flotantes. La entrada es bastante más elevada que la que tienen fijada en Porto Moniz (5 euros). Posee toda clase de servicios como tumbonas, sombrillas, vestuarios, bar, etc.

Piscinas naturales de Ponta Gorda Una semana en Madeira
Piscinas construida en el Atlántico en Ponta Gorda
Zona de hamacas de las piscinas de Ponta Gorda playas de Madeira
Zona de hamacas de las piscinas de Ponta Gorda

Suelen estar bastante concurridas y la principal ventaja de las piscinas de Ponta Gorda es que permiten combinar el baño relajado en una piscina de agua dulce y templada con el más frío del Atlántico. Lo peor es el precio teniendo en cuenta que hay otras zonas de baño en Madeira totalmente gratuitas y muy interesantes.

Pablo Montes y Estefanía Casillas
Periodista e Ingeniera Agrícola. Viajeros

Artículos relacionados

Explora más destinos

Comentarios

RESPONDER

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

RECIBE AVISOS SOBRE NUEVOS DESTINOS

¿Con qué dirección de email quieres planificar tu próximo viaje?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies