Piscina natural de Riomalo de Abajo, puerta abierta a Las Hurdes

Inicio España Extremadura Piscina natural de Riomalo de Abajo, puerta abierta a Las Hurdes

La piscina natural de Riomalo de Abajo en el río Ladrillar es una de las más destacadas de Las Hurdes y se encuentra en el mismo límite entre las provincias de Salamanca y Cáceres. Posee una amplia zona de baño y una gran arboleda para pasar una agradable jornada en el campo

Las gargantas, ríos y arroyos que vertebran las bellas comarcas del norte de Cáceres dan lugar a una extensa nómina de piscinas naturales de aguas frescas y cristalinas. El intenso calor que se registra en verano en esta parte de la comunidad extremeña se alivia de la mejor manera posible en estos oasis naturales enclavados en paisajes de auténtica excepción. En esta ocasión nos vamos a centrar en la comarca de Las Hurdes, donde ríos como el Ladrillar han permitido la construcción de zonas de baño de una calidad excepcional. Ya hablamos en este blog de una nuestras favoritas, la piscina natural de Las Mestas, pero ahora viajamos a algo menos de siete kilómetros de este punto para conocer la piscina natural de Riomalo de Abajo.

Cartel informativo de la piscina natural del Riomalo de Abajo
Cartel informativo de la piscina natural del Riomalo de Abajo

Vista de la piscina natural de Riomalo de Abajo
Vista de la piscina natural de Riomalo de Abajo

Al igual que Las Mestas, Riomalo de Abajo es una alquería que pertenece al municipio de Caminomorisco. Tiene la peculiaridad de encontrarse en el límite entre las provincias de Cáceres y Salamanca. De hecho, la piscina natural de Ríomalo de Abajo es la que establece esa línea imaginaria que separa Castilla y León de Extremadura.

Bañistas en las aguas de la piscina natural de Riomalo de Abajo
Bañistas en las aguas de la piscina natural de Riomalo de Abajo

Para llegar hasta este lugar, que sirve como puerta de entrada a la comarca de Las Hurdes, se puede usar la carretera SA-225 que transita por la Sierra de Francia salmantina y pasa por municipios tan bellos como Miranda del Castañar, Cepeda o Sotoserrano. Esta ruta es la que deben usar los que quieran llegar a Riomalo desde Salamanca (96 kilómetros separan los dos puntos). Sin embargo, todos aquellos que deseen acercarse hasta allí desde Plasencia o alrededores tienen que cruzar la comarca de Tierras de Granadilla y la localidad de Vegas de Coria. 70 kilómetros separan Plasencia de Riomalo de Abajo.

Puente sobre la carretera que llega desde la provincia de Salamanca encima de la piscina natural de Riomalo de Abajo
Puente sobre la carretera que llega desde la provincia de Salamanca encima de la piscina natural de Riomalo de Abajo

La piscina natural de Riomalo de Abajo se construyó aprovechando el cauce del río Ladrillar, que unos metros más adelante vierte sus aguas en el Alagón. Se trata de una de las piscinas naturales más grandes de la zona, que se extiende desde el puente  por el que pasa la carretera hasta una zona boscosa en la que parte la pista que llega hasta el Mirador de La Antigua, el que permite ver las mejores panorámicas del Meandro Melero.

Camino que lleva hasta el mirador de La Antigua y que sale junto a la piscina natural de Riomalo de Abajo
Camino que lleva hasta el mirador de La Antigua y que sale junto a la piscina natural de Riomalo de Abajo

La forma que adquiere esta zona de baño es la de una típica piscina totalmente rectangular. En una de las orillas se ha construido un estrecho espacio con grandes bloques de pizarra para poder acomodarse perfectamente. Es el lugar perfecto para disfrutar de la sombra durante casi todo el día y no tener que preocuparse porque la toalla se manche de tierra. Además, hay escaleras para bajar sin ningún tipo de problemas a la piscina.

Ambas orillas de la piscina natural de Riomalo de Abajo
Ambas orillas de la piscina natural de Riomalo de Abajo

En el lado contrario existe una gran arboleda donde se concentran la mayoría de bañistas. La razón es que en este amplio espacio es posible entrar con el vehículo e instalar junto a él las sillas y las mesas para hacer una merienda campestre en toda regla. Además, hay numerosas zonas donde disfrutar de la sombra, gracias a los grandes árboles que allí se encuentran. Esta es quizás una de las grandes bazas de esta piscina, puesto que siempre hay espacio suficiente para poder acomodarse sin ningún tipo de problemas.

Arboleda que hay en una de las orillas de la piscina natural de Riomalo de Abajo
Arboleda que hay en una de las orillas de la piscina natural de Riomalo de Abajo

La piscina natural de Riomalo Abajo tiene una profundidad máxima de unos dos metros, aunque junto a la orilla de la arboleda el agua comienza a cubrir poco a poco por lo que es ideal para ir con niños. Eso sí, al igual que en todas las piscinas naturales es recomendable llevar calzado de agua para evitar resbalones con las piedras del fondo y alguna torcedura inoportuna.

El río Ladrillar es el que surte a la piscina natural de Riomalo de Abajo
El río Ladrillar es el que surte a la piscina natural de Riomalo de Abajo

El agua está generalmente muy limpia, aunque bien es cierto que no tiene ese aspecto cristalino que sí vemos en Las Mestas. Hay que tener en cuenta que Riomalo de Abajo es la última localidad por la que pasa el río Ladrillar antes de su desembocadura en el Alagón. También en ocasiones la zona de la arboleda presenta un aspecto más descuidado debido a la falta de civismo de algunas personas que no recogen la basura que generan. No está de más insistir en que siempre que se vaya al campo, tanto a una piscina natural como a hacer senderismo, hay que tener un respecto absoluto por el medio ambiente y recoger cualquier residuo no orgánico.

Otra vista de la piscina natural de Riomalo de Abajo
Otra vista de la piscina natural de Riomalo de Abajo

Tanto en la zona de la arboleda como en la pista que lleva hasta el mirador de La Antigua se puede aparcar sin ningún tipo de problemas. Además, la alquería cuenta con un conocido camping y varios restaurantes para probar algunas de las delicias de la comarca de Las Hurdes.

Un buen plan cuando se acude a la piscina natural de Riomalo de Abajo es trasladarse también hasta el mirador de La Antigua para ver el Meandro Melero, una de las joyas de la naturaleza que tiene este enclave del límite de Salamanca y Cáceres.

Pablo Montes y Estefanía Casillas
Periodista e Ingeniera Agrícola. Viajeros

Artículos relacionados

Explora más destinos

Comentarios

2 COMENTARIOS

    • Hola Gonzalo. En la zona habilitada de la piscina no está permitido que se bañe a perros. Pero donde se acaba el dique y sigue el río, sí es posible. En el entorno de la piscina sí se puede estar con perros perfectamente siempre que, como te decimos, no accedan al agua. Un saludo.

RESPONDER

Por favor ingresa tu comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

RECIBE AVISOS SOBRE NUEVOS DESTINOS

¿Con qué dirección de email quieres planificar tu próximo viaje?

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies